Textículos/pajas

 LA VIRGEN

Laura quería mantenerse virgen porque al acabar el colegio se prepararía para ser monja. Nadie la entendía, todos los chicos se morían por ella. Aunque en muchos casos su belleza y cercanía a las madres directoras los alejaba como si Dios fuera el mejor repelente para sus bajas obsesiones. Siempre fue la niña ejemplo, la primera en clase, brigadier, voz principal del coro, comulgaba cada domingo, y, por lo que se hizo más famosa entre los chicos, medallista intercolegial de natación; por eso no dije nada cuando esos tres de la promo la esperaron escondidos en las duchas, nadie puede ser tan perfecta.

 

 

UN VIDEO

 

Adolescente desnuda sobre su tina. Flaca, pálida, cabello negro, lacio, nalgas leves, muslos turgentes, sus senos poseen la redondez cónica de los quince años, pezones marrones en punta de frío. Se sienta, sus labios tocan el agua, abre sus piernas, coloca una fuera y se masajea el clítoris, muy lento, antes de abrir el grifo con su pie y sumergirse para llegar a él. Muda, emerge, respira, gime y grita por la fuerza del chorro, gime y blanquea los ojos, respira hondo y se detiene, masajea sus labios con la palma abierta antes de descubrir la cámara escondida que capta el enrojecimiento de su rostro y ojos, abre la boca, grita, se corta el video.

 

 

PORNOSTAR

 

Otro de mis fetiches a la hora de cachar es filmar el primer plano de la caída de mi leche desde la papa de la flaca tras venirme en la pose del perro. Revisando mi carpeta caleta de la laptop, poseo una breve colección de 7 vulvas que he amado hasta la depresión. Deben ser tus mujeres porque de lo contrario no te dejarían filmar tan conchudamente (con las otras oculto mi cámara entre los libros). Cuatro de mis ex se tapan cuando poncho su rostro de placer y cansancio, pero igual las tengo en otros videos. Me produce tanta nostalgia, pero pajearse viéndose uno mismo como pornostar es lo más placentero que hay, pruébenlo, te vienes en one.

 

 

3 AL HILO

 

El condón no me gusta pero con ella no me la juego. Me ha pasado que por ponérmelo pierdo la erección, no obstante, debo estar tan arrecho que hace rato la tengo dura y la meto con fuerza, misionero para arrancar, patas al hombro, de costado y en cuclillas al terminar, si no le doy con furia se molesta, madre soltera de parto natural.

Cada vez que nos vemos sabe que le caerá su propina. Primero eran cincuenta, luego subió a cien, y no porque no hubiera opciones, sino que tenía un perfume y un color especial su cuerpo, aire maternal y sus frenéticos movimientos desnudaban mi pene de su forro cual recorrida bailarina folclórica y como buena profesora de lengua sabía succionar para volvértela empalmar. La segunda fue en perrito y la tercera se vino encima, antes de acabar, otra vez como animal.

La recogí de su chamba, por eso olía tan fuerte entre sus piernas, harto estimulante si no me acercaba demasiado. Hacía tiempo que necesitaba tres polvos al hilo. Con ella todo eso y mucho más era posible en este hotel cubierto por la empresa como viáticos. Mañana volveré a la rutina de mi mujer y mi ciudad provinciana.

 

 

TU CUERPO

 

Quiero dormir dentro tu cuerpo esta noche recorrerlo caminando posarme sobre tus senos sentarme en tus pezones y divisar a lo alto cómo se mueve tu abdomen al respirar o deslizarme para abrazarlos lamerlos correr hacia tu ombligo pisando la cama de agua que es tu pancita donde me deslizo de pecho perdiendo mi cabeza en la selva ochentera donde soy el jefe de la tribu que le rinde tributo a tus labios danzando alrededor como el único percusionista chamánico de tu clítoris el que cocina los más crudos brebajes lingüísticos y se baña en la alberca con sangrada cada mes cuando soy feliz dentro de ti como esta noche.

 

 

TERRUCAS

 

La tortura acá es muy fácil. En este cuartel nadie las va a golpear, ni violar; y no lo harán porque Yo estoy a cargo. Ah, y pierdan cuidado que sí sabemos quiénes son. Tu abuelo es promoción de mi general. JA, terruca le saliste y encima tortera la chibola, pero si estás así es por culpa de esta vieja, por eso tú serás la primera. Te gusta eh. ¡Y tú no te salvas tampoco! Todas las noches les daré mis masajes relajantes por todo su cuerpo, y este vibrador quedará encendido cuantas horas me dé la gana hasta que me revelen nombres. Como les repito, en este cuartel nadie las tocará, nuestro querido amigo lo hará por nosotros… ¡Ya! ¡Préndelo mierda!

 

 

 

Singles del libro inédito: Textículos/pajas

 

Autor: Gonzalo Del Rosario

 

Trujillo-Perú-1986

Periodista cultural y docente de Literatura. Es autor de los libros de narrativa breve Cuentos pa’ kemarse (2008), Losocialystones (2010) y Mishky Stories (2011), así como de la novela corta Ven ten mi muerte (2012). Integró el híbrido cine-literario Tv-out (2009); y seleccionó a los autores de la antología Sobrevolando (2014) que publicó con su editorial 9 Monstruos.

 

 

Imagenes de Egon Schiele

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Please reload

Todos los textos de está página pertenecen a sus autores, así como la mayoría de las imágenes. 

Si algún visitante siente vulnerados sus derechos de autor puede escribirnos a revistaextranasnoches@gmail.com  

que de inmediato retiraremos el material.

Revista Extrañas Noches –literatura visceral- 

ISSN: 2524-9266

© 2023 by The Book Lover. Proudly created with Wix.com

logo1.jpg