...


I

Cuando dejes de lamerte ese ego de S. XXI, vení a lamer el barro del anonimato. Mientras una mujer juega solitario mahjon en su nueva Tablet y yo escupo reflujo esofágico en una palangana, pienso que tengo todo lo que necesito, y puedo, incluso ayudar. La postergación del suicidio, el nacimiento de los días. La semana no encontró Domingo para la tragedia. El hoy llega a su fin escoltado por fantasmas de escarcha. No quise saber qué le hiciste al día ni que la gata me lo cuente.

II

He estado respirando esporas en la humedad durante años mientras que alguien que no conozco arpegiaba en una de doce cuerdas.

III

No quiero el hocico húmedo de un gato empujando mi cara muerta en mi cuerpo muerto en la cama vieja y sucia. De hecho, ahora mismo no quiero nada. Si me vas a dar algo no quiero nada: Quiero todo.

Autora: Lara Margaritini

- 24 años - Recibida en la Tecnicatura Superior de Cine y Artes Audiovisuales de la ciudad de Santa Fe.

Facebook: https://www.facebook.com/LaraAudiovisual

Imagen de Kandisnky