La hija del jefe

01/02/2017

Su alma está deshidratada,

los cauces por donde fluyen las emociones están secos en ella.

Nunca habla de sí misma, siempre de los demás,

y a los demás les dice “la gente”.

La gente no quiere trabajar,

la gente quiere todo regalado,

la gente no tiene educación,

ni moral, ni principios,

la gente es mala.

Ella no sabe hacer nada,

ni siquiera apretar un botón.

Ella sólo sabe ser la hija del jefe.

 

Los estantes vacíos se llenan de polvo.

Todo se gasta lentamente como un chupetín.

El piso de mármol tiene un amante diario,

dos veces por día es lamido por la lengua seca del lampazo.

 

Juan el camionero camina cansado por el galpón,

tiene nariz afilada y ojos grandes, se enoja cuando le decimos chimango.

Para mí es como un androide centauro,

La mitad de su cuerpo tiene cuatro ruedas.

Cuando lo desentierren en el año 10000,

No van a saber donde termina su osamenta y empieza la del Ford 6000.

 

Don Zabala entierra la pala en la arena,

tiene 70 años y sus paladas nunca terminarán.

La montaña es infinita, lo seduce eternamente.

Zabala cava un túnel en el centro,

cava y cava para adentro.

 

 

En el baño del trabajo

no hay agua caliente, ni jabón, ni papel higiénico.

Patonas de culo gordo chupan pequeñas momias en el techo de chapa

Duermen mosquitos en las paredes húmedas,

Entre manchas descascaradas hay una fiesta a oscuras.

En ese nirvana de 25 watt fumo un cigarrillo.

Del mundo exterior sólo queda el ruido de un camión.

 

 

La hija del jefe es una burbuja,

Blanca, dura y perfectamente lisa.

No siento nada por ella,

es una perla en el fondo del mar

 

¿y cómo se puede odiar o amar, una piedra escondida en una concha cerrada?

 

 

Obra: Este texto forma parte del poemario "Nunca fui tan feliz como cuando era dark"

 

Autor del texto y la imagen: Leo Pedra

 

Escritor y pintor mendocino. Dice de él la página del MEC:

"Dibujante y pintor. Maneja una iconografía personal nutrida de referencias musicales y literarias. Utiliza palabras, signos y códigos de reproducción o grabación del sonido superpuestos a pinturas que remiten a nombres de canciones de rock. Se apropia de registros fotográficos de las presentaciones de la revista Bichobolita, en las que participa como dibujante y escritor, o de fotografías de recitales de rock como motivo de sus pinturas; este es el caso de la serie Shuffle y Los cuatro palos. Su búsqueda radica en representar el ámbito underground de la música y la literatura local al que pertenece". También es autor de algunos libros y se pueden leer sus relatos y poesías en varias publicaciones. 

 

Su último libro Los techos editado por Babeuf Librosestá a punto de salir a la luz.

 

 

 

Facebook: Leo Pedra

 

 

Please reload

Todos los textos de está página pertenecen a sus autores, así como la mayoría de las imágenes. 

Si algún visitante siente vulnerados sus derechos de autor puede escribirnos a revistaextranasnoches@gmail.com  

que de inmediato retiraremos el material.

© 2023 by The Book Lover. Proudly created with Wix.com

Revista Extrañas Noches –literatura visceral- 

ISSN: 2524-9266